Proclama 6º Marcha al Puente Gral. San Martín

De: Alejandra Crimella
Estamos hoy aquí, sintiéndonos fuertes. Nuestros pasos marchan defendiendo profundas convicciones. Nada ni nadie podrá derrumbar la dignidad de este pueblo, que en el permanente ejercicio de caminar hacía el futuro, como hacemos hoy sobre el puente, aprendió a estar unido para encontrarse en el compromiso diario de defender la verdad.
 
 
 A pocos días de haberse conocido el fallo de la Corte Internacional de la Haya sostenemos  firmemente que jamás aceptaremos el control ni el monitoreo de la planta: nuestra exigencia es el inmediato desmantelamiento de BOTNIA-UMP, porque no se puede monitorear ni controlar el funcionamiento de un emprendimiento ilegal; el fallo, lejos de solucionar el conflicto lo agrava;  es inhumano y perverso que después de luchar tanto tiempo nos condenen a convivir con la contaminación de BOTNIA-UPM. El Tribunal Internacional solo consideró las pruebas de contaminación presentadas por el gobierno de Uruguay provenientes de la DINAMA, órgano ambiental perteneciente al estado uruguayo; como también las proporcionadas por ECOMETRIX, consultora contratada por el Banco Mundial, Organismo Internacional que financió la construcción de BOTNIA- UPM; ambos informes confeccionados con datos proporcionados por la misma empresa.
 La Corte declara al estado uruguayo violador del tratado reiteradas veces; sin embargo no hay castigo ejemplar. Contradictoriamente condena al pueblo argentino, y en especial a los que habitamos la rivera del Río Uruguay, a convivir con la agresión y contaminación permanente  de la empresa ilegal  BOTNIA-UPM.  EN EUROPA LOS ILEGALES SON EXPULSADOS, PARA LA HAYA LOS ILEGALES EN SUDAMERICA SE QUEDAN. El fallo, no previene el daño, nos impone la política de los hechos consumados,  no considera la LICENCIA SOCIAL del pueblo de Gualeguaychú y  privilegia los intereses económicos de una corporación internacional por sobre nuestros derechos humanos. Señores jueces de la Haya:   BOTNIA-UPM atenta contra la paz social de la región, y el fallo de la Corte que ustedes integran, premió al violador y castigó a la  victima.
 El tribunal, en su fallo, otorga un papel preponderante en el control y el monitoreo a la CARU (Comisión Administradora del Río Uruguay), organismo binacional creado por el Tratado del año 1975 para la protección del recurso compartido por ambos países. Y nosotros preguntamos: ¿fueron necesarios cuatro años de litigio en un tribunal internacional, para descubrir que la CARU tenía que ejecutar, nada más ni nada menos, que las acciones para las que fue creada? Sostenemos que La CARU fue cómplice necesaria en la violación del Tratado por parte del estado uruguayo, ya sea por incapacidad, inoperancia y/o corrupción, y que bajo ningún concepto el control y el monitoreo del emprendimiento ilegal BOTNIA-UPM que pueda hacer la CARU,  es garantía en si mismo de la salud del río y de todos los seres que habitamos la cuenca.  A los funcionarios de la CARU nuestro pueblo no los perdona por la traición a sus vecinos, condenados a respirar el sulfhídrico que emana la empresa. El fallo también sostiene que ambos países han fracasado en la preservación del río a través de la CARU; por lo tanto, exigimos el cambio de composición de la misma.
Es vergonzoso que el Fallo de la Haya no  mencione a Finlandia, quien en asociación ilícita con el gobierno uruguayo, fue cómplice necesario en la violación del Tratado del Río Uruguay;  que ignore el doble estándar moral y ambiental  de quienes nos impusieron la contaminación que no aceptan en sus países de origen.
A Finlandia le decimos: ECOGENOCIDAS, COLONIALISTAS Y AVASALLADORES DE LA SOBERANÍA DE DOS PUEBLOS HERMANOS, NO LOS QUEREMOS EN LA REGIÓN, ¡VUELVAN A EUROPA!
 
 
Al presidente de los uruguayos, José Pepe Mujica, le decimos: La hermandad de los pueblos no se forja desde el servilismo a las multinacionales. La hermandad de los pueblos, se forja desde el respeto a sus voluntades, la valoración a su cultura, y la atención a sus necesidades. No se hermana a los pueblos aislando y encapsulando sus reclamos, tergiversando que BOTNIA-UPM es el  origen del conflicto. No le mienta a los uruguayos diciendo que el problema es el corte de la ruta 136: Arroyo Verde es nada más que la respuesta soberana de un pueblo que no tiene precio,  que no está dispuesto a que BOTNIA-UPM, utilice esa ruta para transportar la materia prima que necesita y  la pasta de celulosa que produce, envenenándonos. Usted tiene la llave: Si saca a BOTNIA-UPM nosotros nos vamos de ahí.
Su apoyo incondicional a esta corporación contaminante, lo hermana con Finlandia; y lo separa de los entrerrianos, despreciando  la historia y la cultura que nos une,  arrastrando con sus decisiones al pueblo uruguayo, a adoptar  la cultura forestal-celulósica finlandesa, que deja la contaminación en nuestra región; saqueando la riqueza del río compartido, y la fertilidad del suelo que por décadas perteneció a pequeños productores que trabajaron la tierra, los cuales hoy son expulsados por el monocultivo. No alcanzan las fotos simpáticas de abrazos entre los gobiernos, ni las reuniones para ver como seguir con los negocios planteados, hace falta escribir una nueva página en la historia compartida;  y que UD, Presidente Mujica, empiece a hacer de carne y hueso sus discursos progresistas. Porque nuestros hermanos uruguayos no pueden expresarse en su propio territorio, por la censura y manipulación de la información en manos de su gobierno; y es su estado, el que obstruye a la Justicia por no cumplir su obligación legal y moral de notificar las citaciones emanadas de nuestro Juzgado Federal, a los directivos de BOTNIA-UPM.
Hágase cargo y pida perdón, porque el estado que usted conduce violó el Tratado del Río Uruguay y generó este conflicto.
 
 
Con BOTNIA-UPM, el río Uruguay tiene una muerte anunciada, un paulatino e irreversible proceso de enfermedad, un desastre ecológico garantizado con las masivas descargas de contaminantes diarios que recibe de la planta; y por consecuencia la enfermedad y muerte de nuestra región. A la cual queremos preservar y ellos quieren someter. Este es el tema que se niegan a debatir, informes que no se atreven a dar y datos que nos ocultan, verdades a medias. ¿Cómo justifican la presencia de dioxinas en el ambiente, elementos característicos de la producción de pasta de celulosa, si no es BOTNIA-UPM la causante?  En el período de dos años de funcionamiento de la planta, con una producción de 2 millones de toneladas de pasta de celulosa, fueron emitidas 36800 toneladas de tóxicos  que ya afectaron al ecosistema del río Uruguay.
 
 
·        A la Presidente de todos los argentinos, Cristina Fernández de Kirchner le pedimos coherencia, porque es inadmisible y repudiable el veto a la ley de glaciares, aprobada por unanimidad en el Congreso de la Nación; su recepción a Finlandia como país promotor del último Congreso Forestal Mundial;  su negación sistemática a aplicar los artículos 610 y 631 del Código Aduanero, que hubieran impedido que la empresa BOTNIA-UPM se construyera con materiales argentinos, que obstaculizarían su abastecimiento de madera y químicos para producir. Porque Usted sabe bien que necesitan de nuestra madera: no sea servil a los intereses de BOTNIA-UPM. NO puede permitir, Señora Presidenta,  que Prefectura Argentina custodie los barcos que transitan con tóxicos por el río Uruguay hasta al Puerto ilegal de BOTNIA-UPM. Le exigimos acciones concretas, resuelva de una vez el problema trabajando por el desmantelamiento de BOTNIA-UPM y actuando de acuerdo a la necesidad de nuestro pueblo. No declame la defensa de la soberanía, defiéndala, le pedimos nada más que esté a la altura de  las circunstancias, no podemos ser objeto de negocio, no nos de discursos de buena voluntad, haga lo que tiene que hacer: APLIQUE EL CODIGO ADUANERO NO ALIMENTE A BOTNIA-UPM;  NI PERMITA QUE EMPRESAS ARGENTINAS COMERCIALICEN CON ELLA.
 
Exigimos que inmediatamente nos proporcione los resultados de los episodios de contaminación producidos en el Río Uruguay, de lo que respiramos, y que sean públicas las pruebas presentadas por el estado argentino ante la Corte Internacional de la Haya.  Que Cancillería, Medio Ambiente y todos los estamentos del estado argentino se hagan cargo de la responsabilidad que les cabe por su participación en el conflicto y actúen conforme al artículo 41 de la Constitución Nacional.
Le preguntamos: ¿Qué festejan UD y los funcionarios nacionales de este fallo? ¿Le parece que el estado argentino debe festejar la  permanencia de BOTNIA-UPM? ¿Qué defendió su gobierno frente a la Corte Internacional? ¿No cree que debe darnos explicaciones acerca de su derrota en el aspecto científico del juicio? ¿Alcanza el triunfo jurídico que proclama la violación del Tratado por parte del gobierno uruguayo si BOTNIA-UPM sigue contaminándonos? ¿Realmente cree que no se instalará ninguna otra pastera sobre el río si no hay castigo ejemplar para BOTNIA-UPM?
El fallo de la Corte Internacional de la Haya es para los estados, y no hay estatuto y articulado que sirva a los intereses de nuestros pueblos si no hay decisiones políticas contundentes: EL GOBIERNO TIENE LA OBLIGACION DE HACER LO CORRECTO.
La responsabilizamos de las consecuencias de su negociación con el estado uruguayo, es inadmisible su planteo y el de Mujica de borrón y cuenta nueva;  le exigimos que no acepte el control y el monitoreo conjunto de la planta, resignando el camino que eligió nuestro pueblo: lograr el desmantelamiento de BOTNIA-UPM. Será UD la responsable de lo que suceda de aquí en adelante.
 
 
Ante la presentación de un proyecto de Declaración por parte de algunos diputados nacionales, que integran la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara, el cual  sostiene que el fallo de la Corte "cierra un ciclo de controversia" entre Argentina y Uruguay, rechazamos tal afirmación que desconoce la realidad. Ya que la sentencia no soluciona el conflicto;  porque es un pronunciamiento retrógrado para el derecho ambiental y manifiestamente injusto e  incoherente.
Como dice el poeta oriental Alfredo Zitarrosa: "Hay que cambiar el tiempo, como la taba, el que no cambia todo no cambia nada"
 
 
Así  también le decimos al GOBERNADOR DE LA PROVINCIA DE ENTRE RÍOS, SERGIO URRIBARRI, que repudiamos la implementación del corredor comercial del río Uruguay, que tan empeñado está UD en concretar,  porque es parte necesaria del proyecto IIRSA.
Con toda sinceridad  y orgullo podemos manifestar que nos oponemos a la implementación del IIRSA (INFRAESTRUCTURA PARA  LA INTEGRACIÓN DE SUDAMÉRICA) mientras UD pretende inaugurar oficialmente el tramo del tren Concordia-Salto, que es una más de las arterias que abastecerán  a las corporaciones de nuestros bienes naturales a bajo costo, financiado por todos los argentinos para que se enriquezcan las empresas, dejando la destrucción del ambiente, la pobreza  y la contaminación para nuestra gente.
 
Si su mayor preocupación es desactivar el conflicto, para avanzar con sus negocios con el gobierno uruguayo,  UD traiciona y entrega a su pueblo. Nos preocupa, que no pueda o no tenga intención de responder nuestras inquietudes acerca del destino de los vagones cargados con rollizos de madera, que partieron con destino desconocido de la Estación Concordia Central hace dos semanas; nos alarma  la posibilidad de que se esté violando la ley provincial de la madera.
 
Exigimos de UD actitudes comprometidas con el cuidado del ambiente: un ordenamiento territorial que preserve las especies nativas de la provincia, una política efectiva contra la extrangerización  y acumulación de la tierra, la preservación del acuífero Guaraní  oponiéndose a las perforaciones petrolíferas en el mismo, entre otras medidas. Solo hace falta voluntad política!
 
 
Hermanados con la heroica lucha de tantos pueblos que enfrentan la contaminación y el saqueo, REIVINDICAMOS a ANDALGALÁ, a LOS PUEBLOS ORIGINARIOS, a FAMATINA, a CHILECITO, Esquel,  y en ellos a todas las comunidades de la cordillera que conviven con el flagelo de la minería a cielo abierto; saludamos y acompañamos a aquellos que pelean por el saneamiento de la cuenca Matanza-Reconquista-Riachuelo, que se oponen a los basurales a cielo abierto, como en Brandsen, entre otros ; a los que padecen el envenenamiento del los plaguicidas y agrotóxicos, a los que se organizan para oponerse al sometimiento de las corporaciones y los gobiernos cómplices.  A nuestros hermanos uruguayos y a las asambleas de la cuenca del Río Uruguay, imprescindibles en la lucha por el desmantelamiento de BOTNIA-UPM, los abrazamos.
 
Celebramos el triunfo alcanzado por los Vecinos autoconvocados de Tilcara y Juella que obtuvieron una sentencia favorable del Superior Tribunal de Justicia de Jujuy. Estos jueces, a diferencia de los que integran el Tribunal internacional de la Haya,  reconocen la plena vigencia del principio precautorio, consagrado en el artículo 4 de la Ley General del Ambiente 25675, que reglamenta el artículo 41 de la Constitución Nacional; la cual dispone que cuando haya peligro o daño grave e irreversible, como lo es la explotación minera a cielo abierto, se debe actuar a favor de la protección del medio ambiente. En este sentido no es necesario esperar a que se produzca el daño, ya que el mismo resulta irreversible. 
 
En éste sexto abrazo a nuestro querido Río Uruguay, volvemos a decir con la voz,  con el cuerpo, con nuestros corazones, levantando las banderas de Artigas, que estamos de pie y que seguimos caminando sin detenernos, hasta que BOTNIA-UPM inexorablemente sea desmantelada.
 
¡NO A LAS PAPELERAS,  SI A LA VIDA!
¡FUERA BOTNIA!
 
 
San José de Gualeguaychú, 25 de abril de 2010
 

 
 
"Cuando la Patria esta en peligro todo esta permitido, menos no defenderla" (Gral. José de San Martín)
www.noalaspapeleras.com.ar
fundacionarroyoverde.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguinos por Email